Arquitectos
Ingenieros
Médicos
Odontólogos
Negocios
Comercios
Abogados
Contadores
Colegios
Asociaciones
Empresas
Organismos
previous arrow
next arrow
Shadow
Slider

BENEFICIOS

> Deducibles de ganancias.
> Temporal.
> Contratable por la empresa

> Protección de empleado clave.
> Auditoría de los seguros y asesoría legal.
> Optimización del flujo de fondos.
> Protección societaria.
> Planes de pensión corporativos.

SEGURO SOCIETARIO

Sistema de Protección Financiera Societaria o Comercial

Cada Empresa, PYME o Sociedad de Hecho tienen un objetivo en común: que su proyecto trascienda. Ese crecimiento conlleva asumir riesgos, y es bastante común que se endeuden innecesariamente por no estar bien asesorados.

La solución para este y otros problemas es el SEGURO SOCIETARIO, Un Sistema de Protección Financiera Societaria o Comercial, diseñado por JUAN CARLOS ELIZALDE para las Empresas, sus empleados y sus ejecutivos.

Frente al deceso o retiro de algunos de los socios ó de un único dueño, se crean diferentes escenarios que pueden generar no sólo pérdidas económicas, sino desestabilizar la continuidad de una PYME, Empresa o Sociedad.

El SEGURO SOCIETARIO es la solución perfecta para gestionar este riesgo empresarial.

Permite la continuidad operativa de la empresa, generando los fondos necesarios para la protección del hombre clave retirado o fallecido.

Tranquilidad, Seguridad y Control.

| HOMBRE CLAVE

El éxito de todo negocio depende de los hombres y mujeres que trabajan en él. Sus habilidades, talentos y experiencia son los valiosos “activos intangibles” cuyo peso en la contribución al éxito del negocio sobrepasa el de los ladrillos, equipo, cuentas e inventarios disponibles. La pérdida que representa una persona clave puede ser más grave que la causada por un incendio, una inundación u otro tipo de catástrofe.

¿Qué es el seguro del HOMBRE CLAVE?

En el caso de un seguro para “personal clave”, están dirigidos a las personas morales, siendo éstas las contratantes y beneficiarias ya que no es posible para una persona física el adquirir un seguro donde el riesgo que se ampare sea la baja o disminución en su propia productividad, con motivo de su fallecimiento o incapacidad (derivada de alguna enfermedad o imprevisto). No tendría ningún sentido, a menos que la persona física sea el dueño de la empresa, y a través de esta última adquiera un seguro de Hombre Clave.

Prescindir de una persona clave por las razones que sean, muy comúnmente tendrá efectos devastadores en el futuro del negocio. Para protegerse de estas pérdidas repentinas, muchos negocios ya están adquiriendo pólizas de vida para ciertos empleados clave. Además del beneficio implícito del seguro, existen beneficios fiscales derivados del pago de las primas, dependiendo del caso particular y del estricto apego a las disposiciones fiscales.

¿Qué necesidades cubre la suma asegurada?

 Ayudar a encontrar y capacitar un nuevo empleado que reemplace a la persona clave fallecida.

 Apoyar la situación crediticia de la empresa.

 Cumplir cualquier acuerdo contractual para continuar aportando el salario del empleado a su familia durante varios meses.

 Proveer los fondos para comprar las acciones que pertenecían al accionista fallecido.

| IMPORTANTE

Es necesario mencionar que el negocio o la empresa no están obligados a usar la suma asegurada de la póliza para un propósito específico y tampoco es necesario que exista un acuerdo entre el empleado clave y la empresa.

El funcionamiento de estos esquemas es similar al de los seguros de vida ordinarios con la diferencia de que los recursos que paga la compañía de seguros cuando se asegura una pérdida por muerte y las reservas acumuladas durante su vigencia pueden ser usadas para el retiro o para la terminación del contrato del ejecutivo o para el reentrenamiento de los sucesores.

¿Cómo valuar a una PERSONA CLAVE?

Aunque existen diversas técnicas para conocer cuál es el valor de una persona clave para el negocio, podemos decir que éste se calcula en base al ingreso que producen. Se debe tratar de llegar a una cantidad específica para que el prospecto esté consciente de la seriedad del impacto financiero de la muerte y pueda tener una cantidad para asegurar.

Es importante estimar las contribuciones a las utilidades netas de un empleado clave a una compañía, lo cual depende en parte del nivel de puesto que tenga.

 

Determinar el promedio de las utilidades brutas de la empresa.

Estimar la proporción de las utilidades que se atribuyen al capital invertido.

Restar el interés producido por el valor neto del promedio de utilidades anuales.

Multiplicar este resultado por el número de años que probablemente le llevará a las utilidades para volver a lo que solían ser, antes de que muriera el empleado clave.

 Multiplicar el resultado del cálculo realizado, por el número de años requerido para entrenar completamente a un substituto para el empleado clave fallecido.

"Toda empresa, desde el punto de vista estratégico e independientemente de cuál sea su ramo, debe tener presente que la verdadera fuente de las ganancias de los negocios no son el capital y los bienes físicos, sino las personas clave que cuentan con la habilidad, experiencia y buen juicio para manejarla de forma exitosa."

¿Vamos al 0? ¡ya es hora de actuar!

0 pérdidas, 0 problemas legales, 0 impuestos.

Crea o no en el Seguro Societario, usted debe PROTEGER su empresa.

El Sistema de Prevención FInanciera Societaria o Comercial de JUAN CARLOS ELIZALDE planifica a tiempo, para que la empresa continúe, y en el mejor de los casos, aumente su competitividad.

El control de ese MOMENTO CLAVE, es el pasaporte al futuro de los EMPRESARIOS y LÍDERES de hoy, que comprenden que PREVENIR es sinónimo de PLANIFICAR GESTIONAR los RIESGOS a corto, medio y largo plazo.

Por ser un producto totalmente INNOVADOR y a medida, lo invitamos a reservar su LLAMADA DE PRESENTACIÓN, para conocernos y ver si nuestros valores comerciales se alinean para un posible compromiso.